Razones para pasarse a 64 bits

Cada vez más gente tiene en su poder una computadora capaz de ejecutar programas de 64 bits, pero entre los usuarios y proveedores de programas de Windows hay una gran resistencia al pasaje a esa nueva plataforma. Creo que muchos observan que sus programas más usados no tienen versión de 64 bits y no ven las ventajas puede llegar a tener usar la versión de 64 bits de Windows.

Quiero aportar mi granito de arena y enumerar algunas de las ventajas que se obtienen usando programas de 64 bits.

  1. Aprovechar toda la RAM instalada en sistemas con 4 GB o más. Por más que los programas de 32 bits no puedan acceder a más de 2 GB de RAM aún ejecutándose en Windows de 64 bits, el sistema operativo sí tiene esa memoria disponible para caché y para mantener más programas en RAM.
  2. Las operaciones que usan intensivamente la CPU andan más rápido. Y no estamos hablando sólo de comprimir películas o MP3, estamos hablando, por ejemplo, de: mostrar una imagen en Firefox o simples bechmarks comparando Vista de 32 bits contra Vista de 64 bits.
  3. Ejecutando en modo de 32 bits, el procesador desperdicia la mitad de los registros. O visto de otra manera, ejecutando aplicaciones de 64 bits, los programas tienen disponible el doble de registros. El impacto es una menor cantidad de ciclos desperdiciados en leer datos a través del bus de memoria ya que más datos se pueden almacenar en registros (que son memorias internas del procesador).
  4. Un programa compilado para 64 bits puede usar todas las instrucciones SSE disponibles. Cuando un programa se compila para 32 bits no es seguro que esas instrucciones estén disponibles en el hardware ya que no existían en los Pentium. La forma de usarlas era detectar su existencia al arrancar un programa, pero eso requiere que el programador haya tenido la inquietud y no se puede automatizar en el compilador. Es es el caso del Firefox de 64 bits que logra un 15% de mejora en la descompresión de imágenes JPEG sólo con ser compilado para la arquitectura de 64 bits; sin requerir modificar su código fuente.