Los 64 bits Son un Privilegio


Leí que el 46% de los que instalaron Windows 7 optaron por la versión de 64 bits. Y que el último Mac OS X no arranca en 64 bits salvo que hagas algo al respecto. Agreguemos a esa situación que sólo el 11% de Windows Vista es de 64 bits y que el 100% de XP es de 32 bits. El panorama, a mitad de 2010, es devastador: casi nadie usa 64 bits y más de la mitad de los que instalan la última versión de Windows y casi todos los que instalan el más reciente OS X siguen con 32 bits.

Y eso a pesar de que en un sistema de 64 bits funcionan todas las aplicaciones de 32 bits. No hay incentivo para que los proveedores de software ofrezcan versiones de 64 bits de sus programas, lo que resta interés de instalar el sistema operativo de 64 bits. Un verdadero círculo vicioso.

Sacando los dueños de una netbook con procesador Atom, casi todos ahí afuera están desperdiciando capacidad de cálculo y no pueden usar más de 4 GB de memoria, entre otras limitaciones. ¿Por qué? Porque en una plataforma cerrada un cambio de arquitectura es prácticamente imposible y aún con todas las condiciones para poder llevarlo a cabo, es un proceso lento y que jamás se completa.

En cambio en Linux, todos usan versiones de 64 bits desde hace por lo menos 4 años. En Linux todos los programas están disponibles en versión de 64 bits y hacen uso de todas las características de los procesadores modernos. Esta flexibilidad es debido a que la enorme mayoría de los programas está disponible con su código fuente para ser compilado a piacere. Aquellos que no lo están, son los menos y sus proveedores se adaptan a lo que esperan el 100% de los usuarios de Linux: proveen versión de 64 bits.

Esta flexibilidad tiene una ventaja invalorable sobre Windows y OS X: próximamente habrá computadoras con procesadores ARM. Con sólo recompilar todos los programas y arreglar los pocos problemas de compatibilidad que surjan en algunas aplicaciones, se dispone de todo el software en una plataforma nueva. Eso que se escribe tan simplemente es prácticamente imposible de llevar a cabo con Windows.

Aún si Microsoft compilara Windows para ARM, no habría aplicaciones disponibles. Tendrían que colaborar todas las empresas que venden programas para Windows y es muy difícil que todas encuentren un motivo para poner tiempo, esfuerzo y dinero en portar sus aplicaciones a una nueva plataforma. En cambio en el mundo Linux, la misma empresa que vende procesadores ARM está colaborando para que todos los programas de Linux estén funcionando bien en sus procesadores. Lo puede hacer porque el código fuente de todos esos programas está disponible para ser mejorado.

Anuncios

Un pensamiento en “Los 64 bits Son un Privilegio

  1. Es algo que yo también llevo diciendo mucho tiempo. El problema es windows. A estas alturas, todos los procesadores nuevos son de 64 bits, por lo que windows 7 (y también mac OS) deberían instalarse en casi el 100% de los casos para 64 bits.
    ¿Cuanta gente habrá con 4, 6 u 8 gigas de ram, y luego un sistema de 32 bits?

    Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s